ENTRE CANTORES Y POETAS

Por: Centro Pablo

5 de Enero de 2018

 

 

 

Por Armando Landa Vázquez

 

La música es un arte primordial, es lo que el cimiento a una casa. De ahí que Beethoven el genial músico alemán expresara que la música era más profunda que cualquiera de las otras bellas artes, aún la filosofía. Si se intentara una palabra exacta de los nombres de la canción, podría ser que la música es el sonido organizado. Pero la poesía hecha de la sustancia de la palabra, no es otro fenómeno estético que una de las formas de la música. Desde la edad media los juglares y andaban de aldea en pueblo y ciudad en ciudad, pero no estaban muy lejos en su intención de los poetas goliardos.

 

Este Tercer Encuentro de la tertulia Entre Cantore sy P oetas Que Tiene Como Centro De Reunión y celebration el Museo Municipal de Historia de Santiago y San Felipe del Bejucal, Que Auspicia el cantautor y animador cultural, Noslen Porrúa, Es Una Muestra de Lo Que Se Puede Hacer cuando desees hacer algo. Noslen Porrúa es el centro imantado de este reencuentro con un hecho artístico que no es apoteósico por lo meramente cuantitativo; es un espacio destinado a exaltar el buen gusto y por ende lo cualitativo, de lo cual se ocupa la cultura. Hay que dar por hecho que este espacio ha ido creando un público que lo sigue y que va sumando nuevas voces a su entorno natural.

 

En esta última edición de diciembre, primó la diversidad y la calidad como necesidad esencial; entre los poetas se encuentran voces tan contrastadas en orden y jerarquía como las de los poetas, Omar Pérez, por forma y agudo, Juan Puentes, nostálgico y apasionado por la poesía y la amistad, Daniel Duarte, impetuoso y con destino literario en expansión, Claudia Expósito, delicada y de verso cristalino, Katherine Bísquet sensible y en ascenso, Darcy Borrero, belleza y misterio de una palabra necesaria, Jessica Pérez, voz de lirio y sueño de ángel, Armando Landa, introvertido y tenaz, Hiram Cartaya, ceramista y poeta de raíz quevediana, Martika Minipunto, con una poesía austera y efusiva. Algunos de casa, otros invitados, todos hermanos.

 

Los trovadores tuvieron entre las voces anhelantes y líricas el virtuosismo de Carlos Fidel Taboada, la ternura y el talento de Jessica Zequeira con una voz segunda o primaria atendible, Varón, argentino y cubano apasionado por lo decididamente social y socialista del canto, Frank Michel, grave y tierno como un ala de música de lo total, Noe Pucci argentina profunda y alma con alas desplegadas por la emoción de crear puentes y Noslen Porrúa, haciendo lo que demanda su vocación y su tiempo, juntar y fundar lealtades.

 

Pero este espacio como otro equipo de infatigables hacedores de cultura. Estos ponen lo que pueden faltar a todo el proyecto, la sencillez profunda y el talento en el valiente y sencillo acto de cumplir su función con eficacia. En este caso se haya Aliesky Pérez una carga de la cámara y el sonido, Robertico por los catálogos, y Alejando Cuervo, talentoso de veras, que en cada cartel muestra las posibilidades de la tecnología y la privacidad creadora de unaidas, teniendo que elogiar su función de organizador con un poder de entrega posible.

Espere que los espacios como este no queden postergados, sino que se fomenten para la buena salud espiritual de nuestro entorno recreativo. Este espacio sin lugar a dudas es un coloquio destinado al respeto a todos. Porque es nuestra forma de acceder a lo mejor y reposado en tiempos difíciles para la mesura. Un espacio destinado a la camaradería ya esta forma de amor exaltado por poetas y cantores al mundo que crea y le da forma a su arte, de los que se expresa, o esto pretenden con dedicación y pureza de intención.

 

Esperemos otros encuentros cuando el nervio y la sensibilidad que el maestro de nuestra plástica, Carlos Enríquez concibe azul, en las noches que este patio nos convoque nuevamente. Porque siendo el mundo de la música y afirmación futura de siempre, las palabras serán el enlace místico entre la revelación del mundo y su destino definitivo: el canto y la poesía hasta la luz y el hueso.

 

COMENTARIOS

Nuevas propuestas